Thursday, October 3, 2013

A la Noche de Brujas

Por: Gus Simmons
Entre el cálido busto de la madre noche,
en algún lugar que has de creéis,
donde el mundo no tiene fin
y los suaves arrullos estremecen las ramas de los cedros
mientras un suplicio sin palabras baja a través de los vientos nocturnales.
Pequeños serafines han de volad entre el manto que ha de bloquead a la luna llena,
los santos guardan silencio
mientras los huesos bailan en una percusión de horrores
acompañadas de los graznidos de ultratumba producidas por los cuervos.
Criaturas mal habidas de la noche y prohibidos por Dios para pisar la luz del día.
Pequeñas rimas de gatos  para practicantes de las artes oscuras
que traen a los desparvados fragmentos de los exánimes.
Substancias en pena que gritan por los suplicios cometidos en vida,
buscando salvación por medio de una bandeja de dulce néctar,
dulce almíbar de los dioses,
ambrosia que trajiste la perdición para la humanidad
y diversión por una semana en el equinoccio invernal,
en que las sombras de los olvidados,
los olvidados de las artes oscuras

que trajeron silencio y terror.      

No comments:

Post a Comment